Las mujeres del narco

No es para nada nuevo el rol de las mujeres dentro del crimen organizado, ni el hecho que muchas de ellas hayan asumido roles protagónicos desde operadoras financieras hasta jefas de plaza de alguno de los grupos delictivos existentes en el país, aunque eso sí hasta ahora no ha existido una mujer que sea la cabecilla de uno de estos grupos.

Ayer se dio a conocer la detención de Rosalinda González Valencia, identificada como la esposa del cabecilla del grupo criminal con origen en el estado de Jalisco, pero otros nombres también han salido a la luz como los de Emma Coronel, Clara Laborín, Juliana Sossa, Laura Zúñiga, o Sandra Ávila Beltrán.

Pero en el submundo del crimen organizado la mayoría de las mujeres se han visto envueltas en actividades criminales, principalmente, por el parentesco con quienes practican actividades ilícitas, cada año, por ejemplo, cientos de mujeres terminan en prisión por tratar de introducir droga a los centros penitenciarios amagadas o convencidas por sus parejas internas en estos penales. Pero no sólo está el caso de quienes terminan en prisión, el gobierno mexicano registró un promedio de 10 mujeres asesinadas al día en la primera mitad de este año según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, de mantenerse la tendencia al final del año habrá un registro de 3 mil 650 mujeres víctimas de homicidio al cierre del año.

Cabe señalar que el 73 por ciento de las víctimas son de homicidio doloso y el 27 por ciento fueron víctimas de feminicidio, en el caso de las primeras, el 80 por ciento aproximadamente el crimen tiene relación con la delincuencia organizada. Pero no quiere decir que hayan sido activas en delitos como narcomenudeo, muchas veces son objeto de venganza de grupos rivales, o acompañaban a sus parejas al momento de ser asesinadas. Lo mismo sucede con la desaparición de personas pues según un reporte de la subsecretaría de Derechos Humanos, Población y Migración desde el inicio del gobierno de Andrés Manuel López Obrador a la fecha, en México han desaparecido 49 mil 581 personas, de las cuales, 24.7% son mujeres, en tanto la desaparición forzada de ellas, está asociada a la trata de personas, otro delito cometido por los grupos criminales.

La crudeza con que son víctimas las mujeres, suele no tener límites, lamentablemente las cifras van en aumento, a la par de la violencia en México.

Miguel Ángel Puértolas

miguel.puertolas@milenio.com

Read More

Leave Your Comments

Your email address will not be published.

Copyright 2011-2021. All Rights Reserved